Ahora mandamos nosotras

La revolución social hacia nuevos modelos de relación, perspectivas de género y orientaciones sexuales es necesaria e imparable. Y en el SEB la respaldamos activamente. Por eso este año estrenamos un nuevo modelo de salón, con profundos cambios estructurales para hacerlo más igualitario, ético, diverso y representativo.

La primera y más importante novedad es que todas las áreas creativas estarán dirigidas por mujeres de mirada feminista y referentes en su sector, que supervisarán y desarrollarán todas las actividades dentro del recinto:

Yaiza Redlights, portavoz del SEB. Influencer y empresaria, su discurso que llega a cientos miles de seguidores a través de sus canales en YouTube e Instagram.

Silvia Rubí, directora artística. Con una larga trayectoria como actriz porno, será la responsable de coordinar todas las actividades escénicas.

Cristina Almirall, una mujer con gran experiencia en el mundo artístico, dirige la sección Ártico (arte – erótico – ético).

Montse Iserte, psicóloga y sexóloga, es la directora pedagógica que vela por la calidad de las actividades formativas e informativas.

Claudia Simón, economista y responsable de la coordinación de todas las áreas de la organización del SEB.

Este cambio se plasma en una evolución en la oferta del SEB, vinculándola a esta revolución social y a la educación sexo-afectiva, tan necesaria y ausente.

Sobre los escenarios de actuaciones en vivo se promoverán las performances que no reproduzcan patrones de roles de género, evitando la objetificación y estereotipos vejatorios de la mujer. Por esta razón se adoptaran medidas a diversos niveles en el evento, entre ellos: mayor control sobre la calidad y propuestas de los espectáculos en vivo, evitando vestuarios y actuaciones que reproducen tópicos y roles sexistas. También se asegurará el consenso explícito entre artistas sobre el escenario, con el objeto de concienciar sobre temas cruciales como el consentimiento y la conformidad en todas la prácticas sexuales.

Además, el Salón Erótico de Barcelona de este año pondrá el foco en la demanda de una educación sexual actualmente inexistente a nivel institucional. Esta preocupación da como resultado tres áreas específicamente centradas en la divulgación sexo-afectiva: dos aulas de sexo (dirigidas por Montse Iserte y Lara Castro, respectivamente) y, una de las grandes novedades de este año, el área Toca-Toca que promueve la exploración sensorial, dirigida por la periodista Noemí Casquet.

Desde el Salón creemos que la libertad sexual va necesariamente de la mano del respeto mutuo, de la información, la educación y la responsabilidad. Por eso iniciamos esta nueva etapa conscientes de que es un camino largo pero necesario, con toda la firmeza posible para recorrerlo y con la toda la ilusión de construir un nuevo modelo mejor para todos.